Categorías
Etiquetas
dolor lumbar lumbalgia

Dolor lumbar, ¿cuál es la causa de mi dolor?

El dolor lumbar es uno de los grandes quebraderos de cabeza de los sistemas sanitarios en el mundo, por el gasto sanitario que produce debido a que un gran número de personas lo padece y requiere de atención sanitaria.  De hecho algunos lo etiquetan como una de las epidemias del siglo XXI.

 

Estas personas son diagnosticadas y tratadas con variedad de técnicas y de terapias más o menos caras ,en ocasiones muy caras, sin garantizar un buen resultado.

 

Esto incluye principalmente fármacos, visitas a médicos y fisioterapeutas, pruebas con un coste económico alto como las resonancias magnéticas, e incluso cirugías. Todas ellas pueden ser válidas, pero es necesario afinar en su uso, para ahorrar costes y sobre todo para ayudar al paciente.

 

dolor lumbar lumbalgia

Designed by Shayne_ch13 / Freepik

 

La etiqueta dolor lumbar o lumbalgia se refiere a dolor en la región lumbar y en zonas adyacentes relacionadas con ésta y puede ser debido a diversas causas.

 

Éste es uno de los principales obstáculos con el que nos encontramos a la hora de abordarlo, la heterogeneidad del dolor lumbar. La etiqueta dolor lumbar aglutina a variedad de entidades con un tratamiento muy distinto.

 
Identificar la causa será entonces primordial, ya que el tratamiento tendrá que ser diferente en función de cuál sea la causa.

 

¿Y qúe tipos de dolor lumbar nos encontramos?

 

Simplificando mucho, los desórdenes incluidos bajo la etiqueta de dolor lumbar se dividen en dos grandes grupos; dolor lumbar específico y dolor lumbar inespecífico.

 

  • El dolor lumbar específico incluye patologías claramente identificadas y que generalmente requieren de atención médica. Por ejemplo, podríamos hablar de una fractura o de una compresión nerviosa entre otras. Se calcula que representan en torno a un 10-15% de los casos, y que de este porcentaje “sólo” un 1-2% de los casos se debería a patología grave. (p.ej., una infección, alguna patología inflamatoria como la espondilitis anquilosante o alguna enfermedad sistémica).

 

  • El dolor lumbar inespecífico aglutina a numerosos “desórdenes” sin una etiqueta diagnóstica clara como puede ser una fractura o una enfermedad inflamatoria. Cómo dicen algunos autores se trataría del dolor lumbar ordinario, los números hablan del 85-90% de los casos.

 

En una valoración inicial, el fisioterapeuta hará un triaje para ver si existen indicios de que podamos encontrarnos ante alguna patología incluída en el primer grupo (dolor lumbar específico) y el paciente requiera derivación directa al médico.

 

Ésto se realiza principalmente a través de una entrevista clínica y una exploración exhaustivas. Recordemos que éstos son un porcentaje pequeño.

 

dolor lumbar

 

Una vez descartadas sospechas de patologías que necesitan tratamiento médico lo antes posible, nos encontramos con El GRAN GRUPO (dolor lumbar inespecífico).

 

Este gran grupo es el que más vemos a nuestro alrededor, y también con el que podemos conseguir buenos resultados los fisioterapeutas en nuestras consultas.

 

Cómo es un tema muy amplio, pronto publicaremos otra entrada explicando lo que podemos hacer desde la fisioterapia en estos casos.

 

Si tienes dolor lumbar, acude a un fisioterapeuta para que te haga una evaluación y te plantee un tratamiento. Nosotros estaremos encantados de recibirte.